¡Nos mudamos!
Visitenos en nuestra nueva dirección web
www.fenixnews.com

CUBA: Comentario masónico, ¿casualidad o conspiración?

Para los que pensaron en casualidades o conspiraciones a raíz de los acontecimientos de la sesión semestral de alta cámara de septiembre de 2014, (Que algunos la bautizaron como baja cámara, por las cosas que allí se vieron) sesión en la que sucedieron cosas en realidad insólitas,  ya tenemos una idea más cercana de cuál de las dos opciones escoger (casualidades o conspiraciones). Al verse oficialmente lanzada la candidatura completa del candidato a Gran maestro y actual soberano gran comendador del supremo consejo, I.P.H. Lázaro Cuesta, a nuestro criterio se echa un “poco” más de leña a este fuego.

Dicha candidatura está abundada de Grados 33, sonaría bastante lógico siendo el que la encabeza, el soberano, pero encontramos algunos precedentes que nos hacen sospechar de esta sana lógica.

En la mencionada sesión, vimos como renunciaba a su cargo el Gran tesorero, V.H. Francisco Javier Alfonso Vidal,grado 33, y atacaba fuertemente al Muy respetable Gran maestro y lo acusaba de malos manejos de los caudales masónicos (de los que se hacía participe el Gran tesorero cuando dejaba firmados cheques en blanco en su ausencia) además de malas prácticas en la dirección de la Gran logia. El referido V.H. Alfonso Vidal, grado 33, quien también redactó una carta dirigida al presidente de la corte suprema, con estas mismas acusaciones, cuya carta fue circulada por el correo electrónico del supremo consejo, y según sus propias palabras en la sesión, él no tenía correo, así que otro “interesado” la hizo circular. Además hizo una aparición en la cámara solo para acusar y “poner la cosa mala” y no para cumplir con sus funciones tan importantes como discutir el balance y presupuesto. Este V.H. es ahora el candidato a Gran tesorero en la candidatura del I.P.H. Lázaro Cuesta. ¿Casualidad o conspiración?

Para ocupar el cargo vacante de Gran tesorero, luego de la renuncia, se auto propuso el V.H. Carlos Pires, el V.H. Pires atacó fuertemente al Gran secretario actuante en el momento, por designación del M.R.G.M., esgrimiendo argumentos morales y no legales, según sus propias palabras, argumentos de los que no presentó prueba alguna pero si creó un estado de opinión desfavorable para el Gran secretario actuante, que se sometería momentos después a una votación para ratificarlo o no en el cargo; no se ratificó y entonces se propuso y eligió al V.H. Asdrúbal Pagés, grado 33, quien es también candidato al cargo de Gran secretario en la candidatura del I.P.H. Lázaro Cuesta. Resulta que al hermano que atacaron tan fuertemente para sacar del cargo de Gran secretario, designado por el Gran maestro, es también candidato a Gran secretario en las próximas elecciones de marzo, en otra candidatura, y no era nada conveniente para la “causa” que se mantuviera allí, mejor poner a Asdrúbal. ¿Casualidad o conspiración?

Vale aclarar a lo anterior, que el V.H. Carlos Pires, “defensor de la moral”, se encuentra actualmente acusado de oficio en la corte suprema de justicia masónica, y suspendido de sus derechos, por estar en estos momentos sancionado por los tribunales ordinarios a algunos años de prisión domiciliaria por delitos de malversación y/o corrupción; y para ocupar el cargo vacante de gran tesorero, se ha designado a otro de los hermanos bien activos en los debates de la penosa sesión, el V.H. Juan Kessel, Grado 33. ¿Casualidad o conspiración?

Otro de los grado 33, propuesto y electo en la desafortunada sesión, este para el cargo de Gran orador, fue el V.H. Alberto Pérez Fiallo, quien también se encuentra como candidato, esta vez al cargo de Gran maestro de ceremonias en la candidatura del I.P.H. Lázaro Cuesta. ¿Casualidad o conspiración?

Hay más de este tema, el V.H. Aslam Castellón, trajo a discusión en la sesión, el tema del hermano de Cienfuegos, Héctor Morgan, quien sabemos que fue juzgado y expulsado del Escocismo por no votar a favor, en su logia simbólica, de acoger a un capitulo Escocista, (violando el tratado y transgrediendo facultades me parece a mí) ,fue Aslam Castellón quien propuso enérgicamente que se discutiera el tema y se ratificara la expulsión de Morgan por la alta cámara, cosa que sucedió, y es Aslam Castellón (uno de los pilares del escocismo Cienfueguero)candidato al cargo de Gran orador adjunto en la candidatura del I.P.H. Lázaro Cuesta. ¿Casualidad o conspiración?

¿Más? Sí. El V.H. José R. Viñas Alonso, grado 33, fue uno de los dos magistrados del tribunal de “honor” que juzgó al hermano Morgan y lo condenó “… a la pena de expulsión de la fraternidad…” y cito según la sentencia que es pública y circulada por la R.L. Asilo de la Virtud de Cienfuegos, parece que no lo expulsaban de los altos cuerpos solamente, sino que ya de antemano lo estaban expulsando de la fraternidad. Es el V.H. José R. Viñas Alonso, grado 33, candidato al cargo de Diputado Gran maestro en la candidatura del I.P.H. Lázaro Cuesta. Y su padre, el V.H. Ramón Viñas, otro de los hermanos bien activos en los ataques, o mejor dicho, debates de aquella sesión, acaba de ser electo a presidente de la Academia de Altos estudios masónicos ¿Casualidad o conspiración?

Tal vez la palabra conspiración pueda sonar un poco fuerte como acusación para esta lamentable cadena de sucesos, pero casualidad suena definitivamente demasiado ingenua.

¿Será esta la nueva forma de dirigir la Masonería cubana si votamos por la candidatura del IPH Cuesta? Esperemos que se imponga la sensatez y no tengamos que ver nunca más sesiones de alta cámara como la semestral de Septiembre de 2014.

COMICs